Tiempo en Capital Federal

21° Max 14° Min
Muy nuboso
Muy nuboso

Humedad: 74%
Viento: Nordeste 14km/h
  • Lunes 27 de Septiembre
    Cubierto14°   19°
  • Martes 28 de Septiembre
    Cubierto con lluvias14°   17°
  • Miércoles 29 de Septiembre
    Parcialmente nuboso15°   18°
Estado del Tránsito y Transporte
Actualizado: 20/09/2016 09:27:39
Tránsito
Trenes
Vuelos
Cargando ...

TEMAS DE LA SEMANA

Valentina Bassi: ‘El teatro es liberador’

La actriz enseña actuación en un correccional de menores.

Por Diego Zwengler
Email This Page

Valentina Bassi sonríe. Se la ve activa, feliz y con mucho para con­tar. De jueves a do­mingo protagoniza en el Teatro San Martín «Estaba en mi casa y esperaba que llegara la lluvia» del francés Jean-Luc Lagarce, di­rigida por Stella Galazzi. Allí en­carna a una de las cinco muje­res que esperan durante años a un hombre, que finalmente llega a su casa y se desploma sin decir una palabra. dicta clases de actuación gratis en el Institu­to Correccional de Menores San Martín a los internos de 13 a 16 años y a mitad de año protago­nizará en cine «La plegaria del vi­dente», junto a Gustavo Garzón y Juan Minujín.

¿Cuál es la característica de tu personaje?
Es la hermana mayor, una mu­jer muy hermética que esconde lo que le sucede y es muy interesan­te trabajar el esconder las emocio­nes. Es para sufrir pero también para disfrutar y tiene una gran in­tensidad, como Lagarce.

¿Es especial hacer la obra en el teatro San Martín?
Adoro el San Martín. Mi prime­ra obra la hice ahí y en la misma sala, la Casacuberta. Fue conmo­vedor porque hace diez años que no trabajaba en ese lugar. Además es una sala gran­de, para más de 500 per­sonas, pero muy íntima a la vez por ser un anfiteatro.

¿Cómo surgió dar clases de teatro en un instituto de menores?
l instituto tiene otros talleres como cine o plástica pero faltaba teatro. Las clases las doy con Ga­briela Saidon, que es una actriz docente que trabajó en el Institu­to San Martín y conoce el funcio­namiento, si no fuera por ella no me habría animado. La intención es mostrarles a estos chicos otros caminos. veces entran con mal­humor porque están encerrados con una mochila grande en sus espaldas y nosotras sabemos por donde ir, es algo que me recon­forta con mi carrera.

¿Cómo es la relación con ellos?
Los chicos imitan al Chavo y a la Chilindrina y te das cuenta de que son nenes. Es una ex­periencia muy movilizado­ra, los conocés y te encari­ñas porque la tienen muy complicada. El objetivo es conseguir un momento de liberación, y yo sé que el teatro li­bera. Me sorprendió también su gran capacidad de juego, donde se imaginan otras vidas mejores que las que tienen.

Viniste desde Trelew a los 18 años, ¿cómo te llevás con Bue­nos Aires después de tanto tiempo?
Buenos Aires siempre me gustó, es un quilombo pero la adoro, no me imagino en otro lado. Vivo en San Telmo, me gustaría que se conserven un poco más los edi­ficios y que no construyan tan­tas torres. También me fascina el movimiento cultural que tiene. Quedé azorada con la oferta tea­tral, el teatro independiente esta­lla. Es como un laboratorio y hay muchísimos actores que encuen­tran ahí su lugar para empezar a actuar.

 

Fuente Redacción Z
Email This Page
0 Comentarios
Sé el primero en dejar un comentario!

Deja tu comentario