Tiempo en Capital Federal

14° Max 9° Min
Nubes dispersas
Nubes dispersas

Humedad: 48%
Viento: Sureste 20km/h
  • Martes 22 de Septiembre
    Cubierto10°   17°
  • Miércoles 23 de Septiembre
    Muy nuboso13°   18°
  • Jueves 24 de Septiembre
    Cubierto14°   19°
Estado del Tránsito y Transporte
Actualizado: 20/09/2016 09:27:39
Tránsito
Trenes
Vuelos
Cargando ...

TEMAS DE LA SEMANA

Toda la vida de Picasso en los dibujos que expone el Mamba

El artista malagueño pensaba en imágenes y dibujaba continuamente sobre cualquier papel.  Las 74 piezas que se exhiben proceden del Museo Nacional Picasso-Paris.

Por Daniela Pasik
Email This Page
quimera-1935

“Pintar es sólo otra forma de escribir un diario”, dijo alguna vez Pablo Picasso. Y ahí está su vida, en su obra. Sus mujeres, sus hijos, sus intereses, sus influencias, la guerra, el sexo. Música, colores, símbolos, cuerpos, vecinos. El pueblo, la ciudad, el país, el mundo.  El artista malagueño pensaba en imágenes y dibujaba continuamente sobre cualquier papel. Amarillentos, chiquitos, ajados, de cuaderno, de gramaje precioso. Con tinta, lápiz, pasteles, crayones, témperas, acuarelas. Y guardó casi todo.

La colección del Museo Nacional Picasso-Paris tiene más de 5.000 obras y varios miles de piezas de archivo. Inauguró en 1985, después de que los herederos le donaran al Estado francés gran parte del trabajo del artista como pago de impuestos. Y ahí, como parte de ese diario inmenso, monumental, hay cerca de 1.600 dibujos. Son bocetos, estudios, bosquejos, croquis y obras en sí mismas. Es de ese mundo experimental de donde surge la muestra que trae al país una selección de 74 piezas escogidas especialmente para exhibirse en el Museo de Arte Moderno de Buenos Aires (San Juan 350, San Telmo) en el marco de su programación del 60ª Aniversario.

La exposición Pablo Picasso. Más allá de la semejanza es la primera retrospectiva de dibujos del artista en la Argentina y reúne obras creadas entre 1897 y 1972. O sea, desde los 16 hasta los 90 años, meses antes de su muerte en 1973. La muestra -curada por la directora del MAMBA, Victoria Noorthoorn, y Emilia Philippot del museo francés- se puede ver desde el viernes 18 de noviembre hasta el 28 de febrero del año próximo.

Desnudo de pie (1939)

Desnudo de pie (1939)

Este diario gráfico es un retrato de los intereses de Picasso a lo largo de su vida, pero también un registro documental de sus emociones y técnicas de trabajo. Ahí, encerrados entre vidrio y paspartú, se pueden ver sus rayones de enojo, algunos titubeos en lápiz, manchones, roces, borrones, saturaciones de tinta, líneas sutiles trazadas sin dudas, trazos perfectos, todo. Es casi como estar en el backstage de la mente del genio mientras trabajaba.

El orden cronológico de la muestra devela, demuestra, que Picasso no tenía períodos temporales, como se suele agrupar su obra. Era multitasking, o de obsesiones amplias que podían presentarse a la vez. El cubismo no empieza y termina, se derrama a lo largo de su obra como una filosofía de vida que por momentos desaparece, pero siempre vuelve. El realismo convive con el surrealismo. El artista llevaba adelante investigaciones múltiples de modo simultáneo.

Hombre sentado con bastón y máscara (1900)

Hombre sentado con
bastón y máscara (1900)

Dejan testimonio del diario íntimo los dibujos de bares y cabarets de Barcelona, obras  intimistas y realistas como Hombre sentado con bastón y máscara (1900), donde se ve la temprana influencia de Toulouse-Lautrec. Pero también los bocetos de esa misma época que lo llevaron hasta Las señoritas de Avignon (1907). Está en la muestra su nostalgia durante el período azul, hay autorretratos, su interés neoclásico con los arlequines y tres de sus papiers collés, uno de ellos el notable Violín (1912).

Violín (1912)

Violín (1912)

Les femmes d’Alger es una serie de 15 pinturas y numerosos dibujos inspirada en el cuadro Mujeres de Argel en su apartamento, de Eugène Delacroix (1834). Los estudios pasean en un juego entre cubista y erótico, naturalista y porno, y muestran cuerpos femeninos que tienen pelos en las axilas y los genitales a la vista. Es uno de los conjuntos de dibujos más excitantes del trabajo de Picasso del que se puede ver algo en esta muestra notable, que incluye también una sección con sus tête de femme y cierra, prolija, con sus últimos trazos, hechos en 1972.

La muestra reúne obras creadas entre sus 16 y sus 90 años. Tres papiers collés, varias têtes de femmes y estudios para la serie Les femmesd'Alger, entre otras maravillas.

La muestra reúne obras creadas entre sus 16 y sus 90 años. Tres papiers collés, varias têtes de femmes y estudios para la serie Les femmesd’Alger, entre otras maravillas.

Fuente Redacción Z
Email This Page
0 Comentarios
Sé el primero en dejar un comentario!

Deja tu comentario