Tiempo en Capital Federal

24° Max 18° Min
Cubierto
Cubierto

Humedad: 64%
Viento: Sureste 27km/h
  • Sábado 4 de Diciembre
    Cubierto con lluvias19°   23°
  • Domingo 5 de Diciembre
    Parcialmente nuboso con lluvias19°   22°
  • Lunes 6 de Diciembre
    Nubes dispersas18°   24°
Estado del Tránsito y Transporte
Actualizado: 03/12/2021 22:17:55
Tránsito
Trenes
Vuelos
Cargando ...

TEMAS DE LA SEMANA

Sexo urbano: Cómo enfrentar el miedo al fracaso. Por J. C. Kuznetzoff

El temor es inhabilitante en muchos aspectos de la vida. Cuando se trata de sexo, es el peor enemigo

Por juan-carlos-kuznetzoff
Email This Page

Uno de los factores más limi­tantes en cualquier emprendi­miento de negocio o carrera profesional es el temor. En las relaciones sexuales pasa lo mismo, y mucho más si se trata de la primera vez. A la hora de tomar acción y de querer sa­lir adelante con un proyecto, siempre está esa fuerza negativa del temor que nos retiene y que incluso nos puede paralizar a tal punto de que optamos por abortar nuestra misión. Sin duda el temor es uno de los senti­mientos más dañinos del ser humano. Limi­ta nuestras acciones y nos mantiene en un nivel de vida muy inferior a nuestras capa­cidades reales.
El ser humano tiene muchos temores:
Al fracaso
A la muerte
A la pobreza
A perder un ser querido
A las alturas
A no ser aceptado
A hablar en público
A enfrentar a otra persona para tener re­laciones sexuales con ella.

La lista es interminable. En algunos ca­sos el temor puede llegar a gobernar nues­tras vidas de tal manera que vivimos en un constante estado de ansiedad.

¿Qué podemos hacer para vencer el te­mor en nuestras vidas? En primer lugar hay que entender la na­turaleza del temor o del miedo. El temor es igual a la fe, pero es una fe torcida. La per­sona que siente miedo ante una situación está considerando un mal desenlace en vez de creer que las cosas van a andar bien.
Dicho de otra forma, es una batalla de la mente. Al enfrentarnos a un desafío nuevo en la vida, por ejemplo una relación sexual que de­seamos emprender, comien­za una verdadera batalla de pensamientos negativos ver­sus pensamientos de victoria en nuestra mente. Dicha ba­talla se agudiza aún más en si­tuaciones de extrema presión sobre nuestras vidas.
Usamos nuestra imagina­ción para meditar sobre todos los posibles malos desenlaces en vez de imaginarnos el éxito de nuestro futuro sexual.
Al imaginarnos un mal desenlace, éste casi siempre sucede, ya que nuestros pa­trones de pensamiento fun­cionan como profecías auto­cumplidas en nuestras vidas. Es lo que diferencia a una per­sona de éxito de otra que vive de un fracaso en otro. La persona de éxito no es más do­tada y tampoco tiene más suerte. Sólo ha sabido ganar la batalla en su mente.

 

DZ/LR

 

Fuente Redacción Z
Email This Page
0 Comentarios
Sé el primero en dejar un comentario!

Deja tu comentario