Tiempo en Capital Federal

28° Max 18° Min
Despejado
Despejado

Humedad: 40%
Viento: Noroeste 29km/h
  • Martes 26 de Octubre
    Despejado19°   31°
  • Miércoles 27 de Octubre
    Despejado20°   28°
  • Jueves 28 de Octubre
    Cubierto21°   27°
Estado del Tránsito y Transporte
Actualizado: 20/09/2016 09:27:39
Tránsito
Trenes
Vuelos
Cargando ...

TEMAS DE LA SEMANA

Se negocian subas de 20% en los nuevos contratos de alquiler

Barrio Norte y Recoleta son los más caros.

Por Laura Ferrarese
Email This Page

Desde la vereda de la oferta, alquilar es posible en Buenos Aires, aunque con valores un 20% más caros que el año pasado. Los operadores inmobiliarios porteños aseguran que hay gran disponibilidad de departamentos de dos y tres ambientes chicos -los más buscados- y que los nuevos contratos celebrados en estos días se pactan con aumentos de entre un 15 y un 20% de aumento respecto de 2008.

Con valores mensuales que llegan hasta los 2.000 pesos mensuales por departamentos de dos ambientes, Recoleta y Barrio Norte siguen liderando el ranking de precios que elabora la consultora Reporte Inmobiliario sobre la base de la publicación de avisos e información recogida en las inmobiliarias porteñas. El precio mínimo en esos barrios es de 1.000 pesos y el promedio, de 1.423 pesos.

Los departamentos más grandes, de tres ambientes, se alquilan por 2.500 pesos mensuales en Recoleta, que sigue siendo el barrio más caro de la Ciudad. Lo siguen Belgrano, con costos promedio de 2.200 pesos, Las Cañitas ($ 2.120) y Barrio Norte, con 2.110 pesos. Junto con su patente de «cool», Palermo se inscribió entre los más caros de la Capital Federal. Vivir en un departamento de tres ambientes en medio de la movida gastronómica y del diseño cuesta unos 1.875 pesos mensuales.

Según estimaciones privadas, en la Ciudad hay 28 mil departamentos en alquiler y la demanda crece tanto por el aumento de la población como por los jóvenes que inician su vida fuera del hogar familiar y los nuevos matrimonios. Este último es el caso de Mariana y Hugo, joven pareja sin hijos, que buscó departamento durante dos meses antes de alquilar un luminoso dos ambientes en Balvanera, por 1.300 pesos. «Los precios eran altos en general, pero pudimos llegar a cumplir con las condiciones porque los dos trabajamos en blanco. Si hubiéramos tenido sólo un recibo de sueldo, no llegamos», cuenta Mariana. La demora en conseguir vivienda tuvo más que ver con el requisito que ambos tenían sobre su ubicación -trabajan muy cerca-, que con la oferta, que consideraron «muy abundante».

Los requisitos que deben cumplir los inquilinos para alquilar una propiedad por dos años incluyen la presentación de una o dos garantes propietarios de Capital Federal y recibo de sueldo con ingresos que tripliquen el monto del alquiler. «En algunos casos aceptan montos menores al triple, nosotros somos muy exigentes para cuidar la inversión de nuestros clientes que son propietarios», dijo Pablo Brodsky, socio de la inmobiliaria Predial, con sucursales que cubren Balvanera, Congreso, Almagro y Villa Crespo.

En un contexto de crisis, con buena oferta de propiedades en alquiler, se están sumando al circuito porteño muchas unidades equipadas cuyos dueños ya no consiguen alquilar a extranjeros. «La crisis internacional disminuyó el número de turistas y estudiantes que visitan Buenos Aires, así que los dueños prefirieron poner sus departamentos en alquiler con contratos de dos años», apunta Brodsky.

«Las condiciones para alquiler no se han modificado demasiado y creo que las renegociaciones que estamos viendo en estos días pactan aumentos de entre el 15 y el 20 por ciento en los alquileres, con muy buena oferta», aseguró María Marta Revol, de la inmobiliaria Iturrieta & Asociados, que trabaja en Recoleta y Zona Norte.

La Unión Argentina de Inquilinos (UAI) asegura que las condiciones de alquiler no han mejorado en los últimos años. «No hay nuevas líneas de crédito, las que lanzó el gobierno nacional para que los inquilinos pasaran a ser dueños no sirvieron porque eran impagables y las condiciones para alquilar siguen siendo abusivas. Que exijan en algunos casos dos garantías de Capital no tiene razón de ser, ya que hay mecanismos de control para aceptar propiedades de provincia, por ejemplo», afirma Radamés Marini, presidente de la UAI.

Las posibilidades de financiamiento para los inquilinos son pocas. El Banco Supervielle lanzó un aval denominado «Garantía para inquilinos», que reemplaza la presentación de garantes propietarios. Lo dirige a personas mayores de 21 años que alquilen viviendas para uso particular, el banco garantiza el pago del alquiler durante la vigencia del contrato. Por este servicio, el inquilino paga un 5,25% del monto mensual de alquiler por la garantía y para el propietario no tiene costo. Los requisitos son trabajo en relación de dependencia, titularidad en Monotributo o autónomos o ser jubilado y cobrar los haberes en el Supervielle.

Diego Corzón, gerente de marketing del Banco Supervielle, explica que iniciaron el servicio hace dos años, cuando la oferta de propiedades estaba casi cerrada y los inquilinos recibían fuertes presiones por parte de los propietarios: «Hemos visto casos de gente que pedía conocer en persona a los garantes, parecía un casting de inquilinos, y en ese contexto difícil lanzamos este aval, en el que el banco reemplaza la firma de los garantes».

La entidad ha garantizado operaciones por un total de 10 millones de pesos, lo que representa más de 300 avales otorgados. Sus principales clientes son matrimonios jóvenes y estudiantes, que no suelen tener a quien recurrir como garante. «Lamentablemente, también tenemos a muchos jubilados que a esta altura de su vida están alquilando», cuenta Corzón.

En 2006 fue lanzado por el Gobierno y buscaba que los inquilinos pudieran acceder a créditos que les permitieran comprar viviendas, pagando cuotas que no superaran el monto vigente de sus alquileres. El puntapié inicial lo dio el Banco Nación, ofreciendo una tasa fija en pesos del 8% anual y hasta 30 años de plazo. Luego lo siguieron otros bancos, pero no se pudo sostener debido a la inflación y todas las entidades pasaron a la modalidad de tasas variables.

El Banco Ciudad lanzó su propia versión del plan para inquilinos -Inquilinos 2-, que financia el 90% de la propiedad y pide menores requisitos. «Lo hicimos ante la falta de respuestas que tuvo el plan Inquilinos del gobierno nacional, y tenemos algunos otorgamientos, pero no es la línea que más se mueve», resumió Víctor Bescos, gerente de Productos del banco.

 

Fuente Redacción Z
Email This Page
0 Comentarios
Sé el primero en dejar un comentario!

Deja tu comentario