Tiempo en Capital Federal

16° Max 12° Min
Cubierto
Cubierto

Humedad: 65%
Viento: Noroeste 10km/h
  • Domingo 16 de Mayo
    Cubierto13°   17°
  • Lunes 17 de Mayo
    Cubierto11°   16°
  • Martes 18 de Mayo
    Cubierto12°   15°
Estado del Tránsito y Transporte
Actualizado: 20/09/2016 09:27:39
Tránsito
Trenes
Vuelos
Cargando ...

TEMAS DE LA SEMANA

Salud: Los dientes de los bebés

No es indispensable usar pasta dental. Si duelen las encías, el mordillo es la mejor solución.

Por natalia-navarro
Email This Page
1458855-dientes_bebe.jpg

La salida de los primeros dientes puede causar molestias al bebé. A veces, tardan en romper la encía y provocan mucho dolor. Este proceso comienza alrededor del sexto mes de vida y puede prolongarse hasta los 18 meses, aunque también se dan casos de bebés que nacen con dientes.
«Lo que uno está acostumbrado a ver en el consultorio es la aparición de los dos incisivos inferiores a los seis meses. Entre los siete y los diez meses suelen aparecen los incisivos superiores. A partir de los doce meses, los incisivos laterales; entre los 8 meses y los dos años, los caninos y luego los molares», describe Arnaldo Rossi, pediatra del hospital Pedro de Elizalde.
En general la erupción dental se desarrolla de forma normal sin ningún tipo de inconvenientes, pero en algunos casos aparecen anomalías como moretones en las encías, que indican la dificultad del diente para salir. «Se producen unos pequeños quistes eruptivos que no permiten la salida del diente, en esos casos derivamos al odontólogo para que se le haga una pequeña incisión», explica Rossi.
Ante los dolores o molestias la recomendación de los pediatras es el mordillo. «Hoy en día lo único recomendado es el mordillo, no se indican calmantes locales ni el chupete, porque la succión continua deforma el arco dental. Hay que estar muy atentos porque la succión que se ejerce con el pulgar quita la correspondiente conexidad a los dientes del maxilar, y cuando viene la dentición definitiva se empiezan a superponer los dientes y son candidatos a ortodoncia», aconseja el pediatra.
Una vez que empiezan a salir los dientes, es conveniente acercar al niño el hábito del cepillado. «Hay que proponerlo como un juego a imitar. Apenas le sale el primer incisivo, con un cepillo para niños hay que mostrarle como la mamá y el papá se cepillan los dientes. No es tan importante la pasta de dientes como la fricción para evitar que queden restos de comida que puedan convertirse en gérmenes, que son los que producen la caries», señala Rossi. Como refuerzo desde el nacimiento es conveniente darle en forma oral flúor para fortalecer los dientes.
«Hay cepillos dediles especialmente diseñados para los bebés y también se los puede higienizar con una gasita o paño. En esa etapa no es necesaria la incorporación de pastas dentales. Y la higiene es conveniente que se realice después de la última comida o antes de dormir», explica Marta Basso, odontopediatra, miembro de la Asociación Odontológica Argentina
Otro factor importante a tener en cuenta es la dieta del bebé. Hay que controlar el consumo de hidratos de carbono y sobre todo evitar los dulces entre comidas para que no aparezca la caries dental.
Si en la consulta pediátrica el niño no presenta ningún inconveniente en el desarrollo de la dentición, la visita al odontólogo no tiene por qué ser inmediata. «Los pediatras suelen indicar una primera consulta alrededor de los tres años, momento en que el niño completa la dentición primaria o dientes de leche», dice la especialista.

Tips
1- Consultar con el pediatra antes de la salida del primer diente del bebé, para informarse y reconocer factores de riesgo.
2- Utilizar un cepillo de cerdas suaves o una gasa para higienizar los dientes después de las comidas principales.
3- Evitar el azúcar entre comidas para prevenir la caries.
4- Utilizar únicamente mordillo para aliviar el dolor de encías del bebé.
5- Ante fiebre o malestar, consultar con el pediatra para que elabore un diagnóstico.
6- El flúor por vía oral fortalece los dientes.
7- Evitar el chupete y que se chupe el dedo pulgar, porque la succión podría deformar el paladar del bebé.
8- Utilizar únicamente pasta dental indicada para niños.
9- Moderar el consumo de dulces e hidratos de carbono para evitar la formación de placa bacteriana.

DZ/LR

 

Email This Page
0 Comentarios
Sé el primero en dejar un comentario!

Deja tu comentario