Tiempo en Capital Federal

16° Max 12° Min
Cubierto
Cubierto

Humedad: 65%
Viento: Noroeste 10km/h
  • Domingo 16 de Mayo
    Cubierto13°   17°
  • Lunes 17 de Mayo
    Cubierto11°   16°
  • Martes 18 de Mayo
    Cubierto12°   15°
Estado del Tránsito y Transporte
Actualizado: 20/09/2016 09:27:39
Tránsito
Trenes
Vuelos
Cargando ...

TEMAS DE LA SEMANA

Roberto Piazza: ‘Me gusta todo lo dramático’

Contestatario y provocador, el diseñador escribe libros que son best sellers.

Por
Email This Page

El mozo del bar se acerca sonriendo porque ha reconocido al diseñador de alta moda Roberto Piazza, saluda y dice: «Yo no entiendo nada de moda, pero admiro lo que hacés». Es que Piazza es mucho más que un simple diseñador, es un luchador contra las causas de abuso sexual infantil, un contestatario a la hora del debate sobre la ley de matrimonio igualitario y un provocador.

Roberto Piazza ha sabido mezclar desde sus comienzos el mundo de la moda con otras ramas del arte, como cuando presentó la colección Latinoamérica 90, en la que unió la obra del artista plástico Pérez Celis a diseños de su creación: «Yo hago de todo en el arte, un espectro amplísimo; una de las cosas que más me gusta es la interpretación musical y en los últimos tiempos estoy con el tango», asegura.

La literatura es otro de los lugares donde el diseñador encuentra un canal de expresión. Acaba de editarse su último libro, Irreversible, luego del best seller Corte y confesión, donde cuenta el infierno que padeció en su infancia debido a los abusos y violaciones por parte de uno de sus hermanos.

¿Qué temas tocás en tu nuevo libro?
En Irreversible hago una denuncia social del garantismo y las leyes, de la negligencia del que mira para un costado, de la gente de mierda, de los violadores, de los que venden chicos, de la prostitución. Hablo de todo y eso me ubica en un lugar que me gusta. Hay gente que no lo soporta y mira para el costado, porque quieren que siga siendo el Robertito Piazza de antes y que venda alta costura, nada más. Si querés leer mi libro, bancátela, porque hay cosas que duelen mucho.

La Fundación Roberto Piazza contra el abuso sexual y la violencia familiar, creada en 2009, ayuda y brinda la contención necesaria a las personas que sufren este flagelo a diario, pero también lo dejó en un lugar donde debe lidiar con las amenazas, aunque asegura seguir adelante. «Hago lo que quiero, digo lo que quiero, elijo qué hacer, voy a la televisión si me conviene o me gusta, porque la televisión está toda amarilla rabiosa», cuenta Piazza.

No cabe duda de que el modisto no está dispuesto a hacerle concesiones a la televisión actual. Cómo olvidar la salvaje pregunta que le formuló Mirtha Legrand acerca de la adopción por parte de parejas homosexuales y el abuso sexual infantil, en pleno debate sobre la ley de matrimonio igualitario. Con la ley aprobada, Piazza no tardó en pasar por el Civil con su pareja, Walter Vázquez.

¿Qué cambió después de la sanción de la ley de matrimonio igualitario?
No cambió nada. El problema no era nuestro, sino de los que no eran gays que se pensaban que iba a venir el apocalipsis. Pero no pasó nada, me casé yo, se casaron varios miles y el mundo sigue andando, seguimos igual. A mí no me molesta ser puto, como decía mi amigo Fernando Peña.

Más allá de estas cuestiones que con razón pueden considerarse más políticas que personales, Roberto Piazza es hoy, ante todo, un artista. Durante el verano presentó su espectáculo «·Tango y moda», por distintos escenarios, fusionando dos mundos que lo apasionan.

¿Cómo compaginás tu paso por distintos escenarios con la moda?
En mi espectáculo hubo performances, bailes y las mujeres que se presentaron lucían ropa de mi creación. Yo nunca dejaré de ser un creador, hace treinta y cinco años que hago moda y, desde hace diez, música y teatro. Quiero que la gente vaya a escuchar tango pero que sepa que Piazza está ahí también, haciendo moda.

Hoy, tan cerca de los escenarios como de las pasarelas, el diseñador planea seguir sorprendiendo al público con su voz.

¿Por qué elegiste el tango como modo de expresarte?
Porque me gusta la música dramática y en castellano. Es nuestra lengua, pero paradójicamente para cantar e interpretar es el idioma más difícil. Si sabés inglés, podés sanatear y cantar cualquier cosa, pero no podés interpretar un tango en inglés ni en japonés. Hice tangos y baladas de Piazzolla, Blázquez, Mariano Mores, Enrique Santos Discépolo. Me gusta todo lo que sea dramático y que te desgarre.

DZ/km

Fuente Redacción Z
Email This Page
0 Comentarios
Sé el primero en dejar un comentario!

Deja tu comentario