Tiempo en Capital Federal

19° Max 13° Min
Muy nuboso
Muy nuboso

Humedad: 66%
Viento: Nordeste 18km/h
  • Jueves 24 de Septiembre
    Cubierto14°   18°
  • Viernes 25 de Septiembre
    Cubierto con lluvias15°   18°
  • Sábado 26 de Septiembre
    Cubierto con lluvias15°   17°
Estado del Tránsito y Transporte
Actualizado: 20/09/2016 09:27:39
Tránsito
Trenes
Vuelos
Cargando ...

TEMAS DE LA SEMANA

Nora Gaete: «Un barrio privado, pero de libertad»

Un mundo de casitas con jardín donde todos se conocen. Menos el gobierno, que dice que legalmente no existen.

Por Franco Spinetta
Email This Page
Naro Gaete

En el Barrio Mitre se res­pira indignación. Van cuatro inundaciones en 2012. Los vecinos ya no saben qué hacer frente a un problema atado a la suerte me­teorológica. Nora Gaete es kios­quera y hace 30 años que vive en el Mitre. Dice que hay “mucha bronca” por la fal­ta de respuestas, tanto de IRSA–propietaria del sho­pping Dot como del Go­bierno de la Ciudad: “Jue­gan con la paciencia de la gente y cuando explota­mos nos dicen que esta­mos saqueando el Dot”.

Sabíamos lo que podía pa­sar, hacemos compuertas en las casas. Pero esta vez llovió demasiado, las com­puertas no dieron abasto y el agua empezó a salir de las rejillas, de la cocina, el patio y el baño. Se inunda­ba por adentro y por afue­ra. Los desagües del Dot rebalsan las calles y el agua corre como un río. El barrio está bajo, y unos sectores más bajos aún.

¿Cuándo se percataron que el Dot desagota en el barrio?

Este año ya tuvimos cuatro inundacio­nes cuando este sector (más cer­cano a la esquina de Arias y Me­lián) no se inundaba nunca. En mi casa el agua llegó a un metro, quedó todo abajo del agua, los freezers, la heladera. Por suerte no se quemaron, pero hubo gen­te que perdió todo.

¿Lograron alguna respuesta?
No. Acá se juntó la gente para ver cómo hacíamos para defendernos y buscar una solución. El Dot nos dijo que no tiene responsabilidad, hay un abogado que tramitó una queja ante el Gobierno de la Ciu­dad. Vino gente del gobierno, se dieron cuenta de que había irre­gularidades, pero no supieron ex­plicar. También dicen que el Dot le paga a algunos vecinos para que se mantenga todo calmo. La cues­tión es que peligra mi fuente de trabajo, el kiosco.

¿Les dieron ayuda?
Pasaron entregando dos bote­llas de lavandina pero no se pue­de desinfectar nada con eso. Hay chicos con problemas respirato­rios y en la piel. Hay que desinfec­tar todo porque el agua está muy contaminada.

¿Qué puede pasar en la próxi­ma inundación?
Ponemos los electrodomésticos a más altura, armamos compuertas. Lamentablemente tenemos que buscar soluciones individuales.

¿Y respecto de los incidentes?
Hay opiniones diferentes. Algu­nos dicen que hay que hacer una marcha, otros creen que no por­que después dicen que somos unos negros. Hacer una batu­cada para que les dé vergüen­za. Si vamos hasta el shopping algunos se violentan pero la re­acción de la gente es in­manejable, si se inunda tu casa, perdés todo y nadie te da una respues­ta te da mucha bronca. Dicen que hubo saqueos cuando le gente fue a pedir que no los inunden más. Ahora, hasta mar­zo no va a pasar nada, ¿y si hay tormentas en el verano? Algunos es­tán pensando en tapar los desagües con cemen­to, piedras. Juegan con la paciencia y cuando ex­plotamos dicen que sa­queamos el Dot.

¿El Gobierno de la Ciu­dad se contactó con us­tedes?
Creo que nos quieren borrar del mapa para seguir construyendo torres. Pero tenemos escritura, pagamos ABL y los servicios. No nos van a sacar así nomás. Uno se encuentra con obstáculos increí­bles: yo tengo un kiosco y no lo habilitan porque no tengo calle…

¿Ustedes sienten que los quie­ren marginar?
Estamos rodeados de torres, luego metieron el Dot donde ha­bía una canchita de fútbol. Siem­pre nos dijeron que iban a urbani­zar, abrir calles. Pero nunca pasó nada. Este barrio está como pri­vado, ¡privados de libertad esta­mos! Si pedís un teléfono, no en­tran; el correo recién empieza a venir. Cuando yo vendía cosméti­cos, tenía que dar otra dirección. Para ir a buscar laburo, hay que dar otra dirección. El barrio está marcado como zona peligrosa, hasta los GPS dicen que zona pe­ligrosa. Los chicos son llevados a rondas de reconocimiento por el fiscal Campagnoli sin haber he­cho nada, por portación de ba­rrio. Acá no hay justicia, ni legal ni social.

¿Cómo es la vida en el barrio?
Acá hay espacios verdes, árbo­les. Yo tengo una huertita, toma­tes, acelga, berenjenas, orégano, ajíes, menta, albahaca, ciboulet­te. Uno se puede sentar en la ca­lle, poner una mesita y comer. Los chicos están tranquilos porque no andan autos. Se vive bien.

¿Y la relación con Saavedra?
Siempre, si pasa algo, son los del Mitre… las mujeres del Mitre son vagas, chorras, faloperas. Pero hay muchos que vienen a comer a la parrilla de mi hijo y se sorprenden por el trato, por la amabilidad. Hay valores, principios solidarios que no se pierden. Acá nos conocemos todos, y también a veces nos pe­leamos porque hay internas como en las mejores familias.

Fuente Redacción Z
Email This Page
0 Comentarios
Sé el primero en dejar un comentario!

Deja tu comentario

Notas Relacionadas