Tiempo en Capital Federal

18° Max 12° Min
Nubes dispersas
Nubes dispersas

Humedad: 70%
Viento: Norte 17km/h
  • Sábado 18 de Septiembre
    Despejado12°   18°
  • Domingo 19 de Septiembre
    Cubierto13°   18°
  • Lunes 20 de Septiembre
    Cubierto con lluvias14°   19°
Estado del Tránsito y Transporte
Actualizado: 20/09/2016 09:27:39
Tránsito
Trenes
Vuelos
Cargando ...

TEMAS DE LA SEMANA

Nito Mestre: “No me guío por la música de moda”

Con «Trip de agosto», su nuevo álbum, el cantante regresa con entusiasmo al folk rock con el que se iniciara en Sui Generis.

Por Diego Oscar Ramos
Email This Page
nito_mestre

En una grabación de gran calidad sonora, objetivo que se impuso lograr cuando comenzó a percibir un disco posible en las canciones que estaba componiendo, Nito Mestre editó un trabajo que tiene impreso su reconocible sello. Y todo aquel que desde los tiempos de Sui Generis tenga empatía con su voz aguda, sus melodías cuidadas y cierta melancolía promedio en las historias que canta, apreciará Trip de agosto como un disco donde Mestre se luce con sus mejores herramientas expresivas. Grabado en los estudios ION junto a Ernesto Salgueiro, Fernando Pugliese, Eduardo Cautino, Oscar Giunta, Alfredo Toth, Andrés Dulcet y Jonatan Szer, el disco se concibió con un explícito homenaje al folk rock vigente en la década de 1970. Y con bonus incluido: dos canciones en vivo con Dominic Miller, guitarrista de la banda de Sting.

¿Qué es lo que más te entusiasma de seguir grabando y editando?

Es que me sigue gustando grabar, pero una vez que tengo en mente el proyecto. Es súper entretenido darles la vuelta a las canciones, trabajar en equipo para hacer los arreglos, hacer los demos. Lo igualo al trabajo de un escritor con su libro, al darle un sentido o más de uno. Y a pensar que estoy dejando un pedacito de lo que estoy viviendo, reflejado en algo tangible.

¿Qué dirías de tu disco, observándolo como si fuese un trabajo de otro?

Es difícil ser tan objetivo. Pero como músico, diría que es un muy buen trabajo, muy bien grabado y ejecutado, de una buena economía de arreglos. No es un disco cargado. Está masterizado como pocos de los que he escuchado últimamente. Se escucha la instrumentación y la voz en un perfecto plano. Los músicos están entre los mejores de la Argentina y se nota en el balance general del disco. Diría que es un disco cálido, que dan ganas de darle más de una escucha, ya que tiene más de una lectura, tanto musical como letrística.
Palabras aparte para los bonus, con Dominic Miller de invitado, un lujo y excelente regalo para terminar el disco.

¿Qué es lo que más has aprendido del mundo de la música en tu carrera?

He aprendido un montón y no tiene fin. Aún falta. Es infinito. He aprendido sobre todo a buscarles el sentido a las canciones, a ser más económico en los arreglos y cerrar mejor los temas. También a tener en la cabeza sonando cómo quiero que sea el disco. En materia de cantar, al tener más armónicos mi voz, grabarla se hace más fácil, ya que suena sola e influye el oficio que uno va adquiriendo con los años. Eso es muy divertido. No ando preocupándome por afinar o cómo suene, sino más bien en cómo decir.

¿Y cuánto de eso ves presente en la escena musical argentina actual?

No sé cómo se mueve la escena musical en la Argentina; escucho lo más que puedo, pero no influye en mí si hay algo que está de moda o no. Sólo me guío por si está bien hecho y bien ejecutado, y si me mueve algo en mi sensibilidad, y no sé si hay más cosas buenas que antes o no. Como siempre, hay de todo un poco. Si te referís a si hay muchas bandas que me gustan, te diría que no, no las hay. Pero sí hay muchos buenos músicos ejecutantes. Faltan voces a mi criterio, sobre todo femeninas.

¿Por qué elegiste como gráfica esas escenas en un viejo mercado de antigüedades que incluyen discos de vinilo?

Trip de agosto fue pensado desde el vamos con las características de los discos de los años 70, pero con sonido de ahora. La idea fue grabarlo con todos los músicos tocando juntos en el estudio, como se hacía antes y como se está volviendo a hacer, en un estudio “clásico”, como lo es ION. Influyó también haber visto la película Sound City, de Dave Grohl (Foo Fighters), donde cuenta la historia de ese estudio y cómo grababan. Termina con Paul McCartney grabando en vivo. También había visto un programa de Ron Wood, donde también hablaba de volver a grabar como antes. Por todo esto, y por no querer estar en el centro de la escena, es que elegí esas fotos, donde los protagonistas son varios.

¿Qué tiene el formato de canción folk rock como para que lo elijas con tanta pasión?

Es uno de los estilos que más me gusta. Crecí con Los Beatles y siempre seguí de cerca la música folk, la celta, el country y el rock más tranquilo, con algo de blues. Así que es natural para mí este estilo, que es ideal para contar historias con melodías, que en mi caso fluyen fácilmente. Para armonizar es bárbaro. Y al jugar con arreglos que no vienen todos del folk se arma un mix de sonidos interesantes, con muchas llamadas musicales, que son referidas a sonidos de los 70, de músicos que me marcaron, que admiré y admiro.

DZ/rg

Fuente Redacción Z
Email This Page
0 Comentarios
Sé el primero en dejar un comentario!

Deja tu comentario