Tiempo en Capital Federal

17° Max 11° Min
Cubierto
Cubierto

Humedad: 78%
Viento: Oeste 18km/h
  • Sábado 13 de Agosto
    Cubierto13°   17°
  • Domingo 14 de Agosto
    Cubierto13°   19°
  • Lunes 15 de Agosto
    Cubierto11°   17°
Estado del Tránsito y Transporte
Actualizado: 12/08/2022 11:25:04
Tránsito
Trenes
Vuelos
Cargando ...

TEMAS DE LA SEMANA

Movimientos preelectorales: Macri saca pecho y rechaza alianzas

Tras una mejora en las encuestas, el jefe de Gobierno busca diferenciarse de Massa y Scioli.

Por Laura Mendoza
Email This Page
macri_bergman

Es probable que el jefe de Gobierno saque pecho ahora que las encuestas le sonríen un poco. Sondeos que, con más o con menos, lo subieron al podio de los tres mejores posicionados, junto con Sergio Massa y Daniel Scioli, en un tercer y módico lugar con el 16 o 17 por ciento de las voluntades.
Quien recorra los pasillos de Bolívar 1 podrá escuchar que ese crecimiento es causa suficiente para reenarbolar su llamada “tercera vía”. Y buscar diferenciarse de sus competidores, que vendrían a ser, según el PRO, parte de lo mismo que gobernó en las últimas décadas. Sintiéndose seguro ahí, Mauricio Macri acusó por igual a Massa y Scioli de “gatopardistas”, dando lugar a algunos equívocos, vale agregar.

Desde Israel, Macri, consultado sobre una posible alianza electoral, dijo que con Scioli no iría ni a la esquina. Scioli, sorprendido y con una sonrisa en los labios, le respondió que nadie lo había llamado para ser “copiloto”, que se quedara tranquilo.

El diputado Massa no respondió a la acusación, pero podría enrostrarle el mismo calificativo si le recordara que, a una semana de las elecciones de octubre, Macri selló un acuerdo para meter en listas del Frente Renovador casi 70 concejales, que entraron en la provincia de Buenos Aires bajo ese sello pero representando al PRO.

La ciencia política acepta como “gatopardismo” el procedimiento de “cambiar algo para que nada cambie”, frase que se origina en la novela El gatopardo, del escritor siciliano José Tomás de Lampedusa. La cita dice: “Si queremos que todo siga como está, es necesario que todo cambie”. “Ellos (por Massa y Scioli) tendrán sus candidatos e intentarán hacer de vuelta gatopardismo, cambiar unos nombres para que siga el mismo grupo de gente en el poder”, le dijo Macri a La Nación.

Mientras el jefe porteño dice rechazar un acuerdo de cúpulas partidarias, justamente para que todo cambie, algunas de las figuras del PRO se muestran sin pudor con los referentes del Frente Renovador. María Eugenia Vidal, quien recorre la provincia tratando de “mover el amperímetro”, se dejó ver hace unos días con la mano derecha de Massa, el intendente de San Miguel Joaquín de la Torre, en un acto por Malvinas. La buena relación de Vidal con el massismo se puede rastrear también en su relación conyugal: está casada con el hoy concejal Ramiro Tagliaferro, en otros tiempos un verdadero mimado de Macri. Tagliaferro tejió fraternales relaciones con hombres de Massa, como los intendentes Jesús Cariglino y Luis Acuña, quienes tientan sistemáticamente al concejal para que pegue el salto. Lo cual no es una locura, sino más bien la expresión de las peleas que Tagliaferro mantuvo y mantiene con el equipo que secunda la candidatura bonaerense de su esposa, tablero que ya pateó como informó hace dos meses Diario Z.

DZ/rg

Fuente Redacción Z
Email This Page
0 Comentarios
Sé el primero en dejar un comentario!

Deja tu comentario