Tiempo en Capital Federal

16° Max 12° Min
Cubierto
Cubierto

Humedad: 63%
Viento: Noroeste 10km/h
  • Domingo 16 de Mayo
    Cubierto12°   17°
  • Lunes 17 de Mayo
    Cubierto11°   17°
  • Martes 18 de Mayo
    Muy nuboso11°   15°
Estado del Tránsito y Transporte
Actualizado: 20/09/2016 09:27:39
Tránsito
Trenes
Vuelos
Cargando ...

TEMAS DE LA SEMANA

Londres 2012: El sueño olímpico en tres actos

Los jóvenes deportistas cuentan sus ilusiones, miedos y objetivos mientras entrenan a pleno.

Por alejandro-percia
Email This Page

Entre el 27 de julio y el 12 de agosto se celebrarán los XXX Juegos Olímpicos, la competencia deportiva más importante a nivel mundial. Como ocurre cada cuatro años, el sueño de los deportistas argentinos se renueva. Cada uno con sus objetivos, pero todos con la idea de entrenar intensamente para llegar de la mejor manera a la gran cita.
Uno de los puntos de preparación más importantes es el Centro Nacional de Alto Rendimiento Deportivo (Cenard), en la ciudad de Buenos Aires, donde Diario Z dialogó con tres de los deportistas nacionales que competirán en Londres 2012, para saber cómo se preparan, cómo manejan la presión y qué significa para ellos representar al país.
una chica superpoderosa
Para Jennifer Dahlgren, la más destacada en la disciplina lanzamiento de martillo a nivel nacional, la experiencia no será nueva, ya que participará por tercera vez en los Juegos Olímpicos, luego de Atenas 2004 y Beijing 2008.
«Un competencia olímpica la empezás a preparar desde que la soñás. Pero ahora soy una persona distinta de la que clasificó a Atenas 2004 con apenas 20 años. Tengo expectativas.»
En los Juegos, el lanzamiento de martillo es muy nuevo entre las mujeres (compiten desde Sydney 2000). Su intención es llegar a la final. «Espero representar al país y a Sudamérica de la mejor forma», se ilusiona.
Jennifer señala que es un orgullo ponerse la camiseta argentina y algo muy motivador. «Mi disciplina no es muy conocida, pero hay gente en la calle que me dice ‘vamos en Londres, vamos campeona’, hay personas que están pendientes. Eso se siente, pero no es una presión, es un respaldo. Nadie me puede presionar más de lo que me presiono yo misma, porque mis expectativas son más altas de las que me pueda poner cualquier otro», confiesa.
«Un lanzamiento dura menos de dos segundos, y tengo tres lanzamientos para clasificar a la final. ¡Tres lanzamientos para algo que preparé durante cuatro años y lo soñé toda mi vida! En esos seis segundos podés llegar a hacer algo grandioso para tu vida».
la primera vez
A los 28 años, Federico Molinari vivirá sus primeros Juegos Olímpicos. Hacía 16 que un representante de la gimnasia artística no clasificaba, por lo que su participación será significativa. Se especializa en anillas y apunta a estar entre los quince primeros. «Una buena preparación lleva unos cuatro años y como yo entrené para el Preolímpico, ese tiempo de trabajo me sirve de base para Londres», revela.
«Es un deporte de mucha precisión, un mínimo error te deja afuera. Desde que empezamos sabemos que en un minuto nos jugamos el entrenamiento de un año. Estamos acostumbrados a esa situación; son cosas que hay que aprender a manejar, es una maduración que lleva mucho tiempo», cuenta el rosarino.
La cabeza es un factor fundamental en la gimnasia. «El 90 por ciento de los deportistas de alto rendimiento tenemos problemas para dormir. Estamos todos los días tratando de lograr el máximo rendimiento y es difícil cuando la motivación se va acabando. En ese sentido, trabajamos mucho con psicólogos, que saben manejar esas situaciones y ayudarnos. Entrenar cada mañana, durante los 365 días, lo hacés porque es tu pasión», señala en un alto del entrenamiento.
Además, deja su mensaje: «El apoyo que hay desde hace dos o tres años para el deporte amateur me hubiera venido muy bien cuando era chico: hoy sería otro deportista. Puedo competir de igual a igual con las potencias, pero suelen ser casos excepcionales, no tenemos cuatro o cinco gimnastas para pelear a nivel mundial, lo que tenemos que tratar de lograr».
la joven promesa
Brian Toledo, a sus 18 años, es la nueva estrella del atletismo nacional. El nacido en Marcos Paz será, ni más ni menos, el atleta argentino más joven en participar de una competencia olímpica. Sin embargo, tiene sus metas bien claras y está convencido de que a Londres irá a cosechar la mayor experiencia posible y superarse a sí mismo. «El Mundial Juvenil (será en Barcelona) es el objetivo más importante de este año, más que los Juegos Olímpicos -asegura-, porque es mi categoría, donde estoy capacitado para pelear medallas. En Londres van a ser todos adultos, no puedo pelear contra ellos. Voy a buscar experiencia».
Brian afirma que disfruta de representar al país y no siente presión por eso. «Todos los días sueño con hacer cosas grandes. A la hora de competir todos son fuertes, están preparados, pero va a ganar el que tenga mejor cabeza y sepa resolver las situaciones límites. Cada torneo es un desafío, pero sé que si algo no sale, hay revancha en la siguiente competencia.»

DZ/LR

 

Email This Page
0 Comentarios
Sé el primero en dejar un comentario!

Deja tu comentario