Tiempo en Capital Federal

21° Max 15° Min
Despejado
Despejado

Humedad: 70%
Viento: Nordeste 12km/h
  • Miércoles 14 de Abril
    Despejado17°   21°
  • Jueves 15 de Abril
    Despejado18°   22°
  • Viernes 16 de Abril
    Despejado18°   23°
Estado del Tránsito y Transporte
Actualizado: 20/09/2016 09:27:39
Tránsito
Trenes
Vuelos
Cargando ...

TEMAS DE LA SEMANA

Hernanito: Obra de seres al borde

Un patrón psicótico y obrero evangelista.

Por Roberto Durán
Email This Page
hernanito_teatro

Jotajota es un patrón psicótico, con una pequeña empresa en el conurbano. El residuo de lo que alguna vez fue un cordón industrial. Su pyme tiene un único empleado: Salinas, obrero evangelista de pocas palabras. Tipo recio que cada tanto habla del “Reino de lo Cielo”, así, sin s. Hay un tercero en la escena: un muñeco de ventrílocuo, que mira todo desde una mirilla.

Ésa es la historia de Hernanito, la obra escrita por Alejandro Acobino, que puede verse en el Teatro del Abasto. Rodolfo Demarco y Fernando Gonet son los actores de la pieza con la que Acobino ganó el Premio Teatro del Mundo 2010 en la categoría Dramaturgia.

En el libro Teatro reunido, una recopilación de las obras del dramaturgo fallecido en 2011, se recuerda cuál fue la noticia que despertó la creación. “Un conocidísimo ventrílocuo argentino, ya fallecido, guardaba en una caja fuerte a su muñeco. El único hijo del cómico quedó al cuidado de su ‘hermano de madera’. Una perlita bizarra que a todos nos haría sonreír y pronto olvidar, pero que a Alejandro le ponía en funcionamiento una indetenible maquinaria teatral”, recuerda Fernando Molle, en uno de los estudios sobre su obra.

Hernanito es precisamente eso: una potente máquina teatral sobre dos seres al borde. Alguna vez, Acobino definió cuáles eran sus intereses a la hora de escribir: “Más que la locura, lo que me inquietan son los extremos. O sea, cuando la mente se desata y se transforma en una especie de caballo desbocado”.

Demarco y Gonet les dan lugar con gran maestría a esos mundos mentales. Son criaturas dignas del gran relato construido por Acobino.
En la última edición, el FIBA hizo justicia al legado con una retrospectiva de su obra. Por algo, algunos directores hablan ya del “grotesco acobiniano”. Ver sus obras –Absentha es otra de sus creaciones que están en cartel– es encontrarse con un creador talentoso, capaz de provocar el llanto y la risa en un mismo gesto. El manejo del muñeco por parte de Rodolfo Demarco es poético, delirante y, al final, delicioso.

“Hernanito”. Sábados, a las 23.30, en el Teatro del Abasto (Humahuaca 3549). Entradas a $80 en boletería o al 4865-0014

DZ/rg

Fuente Redacción Z
Email This Page
0 Comentarios
Sé el primero en dejar un comentario!

Deja tu comentario