Tiempo en Capital Federal

18° Max 12° Min
Nubes dispersas
Nubes dispersas

Humedad: 70%
Viento: Norte 17km/h
  • Sábado 18 de Septiembre
    Despejado12°   18°
  • Domingo 19 de Septiembre
    Cubierto13°   18°
  • Lunes 20 de Septiembre
    Cubierto con lluvias14°   19°
Estado del Tránsito y Transporte
Actualizado: 20/09/2016 09:27:39
Tránsito
Trenes
Vuelos
Cargando ...

TEMAS DE LA SEMANA

Hernán Lucero y un homenaje a Gardel

Acaba de publicar Gardeliano un disco con los clásicos del Zorzal Criollo. Este viernes en Clásica y Moderna.

Email This Page
Gardeliano
Hernan Lucero.ok web
Anterior Siguiente

Hay algo en la voz de Hernán Lucero que remite directamente a Carlos Gardel. Será esa mezcla de potencia y calidez o quizás ese registro que recuerda a los viejos cantores. Lo cierto es que a Lucero le quedan pintadas las canciones de Gardel. Precisamente, acaba de publicar Gardeliano, un disco que homenajea al Zorzal Criollo a ochenta años de su muerte –se cumplieron en junio–, pero que se convierte en una buena oportunidad para corroborar que su obra está más viva que nunca. Lucero revitaliza clásicos como “Golondrinas”, “Amores de estudiantes”, “Volvió una noche”, “Pobre gallo bataraz” y “El día que me quieras” (junto a Florencia Bernales), pero también rescata piezas no tan conocidas del repertorio de Gardel, como “Por dónde andará” (un tango de Salvador Merico y Atilio Supparo) o “Barrio viejo” (de Guillermo Barbieri). En discos anteriores, como Lucero (2012), el músico ya había incursionado en canciones como “Cuesta abajo” (Gardel-Lepera), pero esta vez se aboca de lleno al universo gardeliano, combinando elementos tradicionales –el modo de cantar, por ejemplo–, con un sonido contemporáneo, actualizado, a cargo del octeto dirigido por el bandoneonista Ramiro Boero y el pianista Pablo Fraguela, quienes aportaron nuevos arreglos.
Lucero es un tanguero joven pero de la vieja escuela. O, en todo caso, es un continuador de esa línea estética del tango. Le interesa, sobre todo, el tango canción, aquel con gran alcance popular.
Para Lucero, Gardel marcó el camino de la canción argentina y su obra repercutió en todo lo que vino después, hasta el rock. Y ése es el enfoque que prevalece en éste, su cuarto disco solista: la canción criolla. La nostalgia tanguera se adueña de “Soledad” –la que abre el disco–; en “Pobre gallo bataraz” se lucen las guitarras y en “Camino soleado”, Lucero logra una dupla exquisita junto al cantor Guillermo Fernández. Aunque muchas veces versionada, sobresale “Golondrinas”, la joyita de Gardel-Lepera que conserva mágicamente el aura de la canción original. La idea, también, fue rescatar la faceta bailable y milonguera de Gardel. La grabación, que suena bien orgánica –hay bandoneones y cuerdas varias–, fue realizada en los míticos estudios ION por el ingeniero de sonido Jorge “el Portugués” Da Silva.

 

Hernán Lucero. Viernes 14, a las 21.30 en Clásica y Moderna (Callao 892). Entradas $200.

Por Sergio Sánchez

DZ nc

Fuente Redacción Z
Email This Page
0 Comentarios
Sé el primero en dejar un comentario!

Deja tu comentario