Tiempo en Capital Federal

10° Max 7° Min
Cubierto
Cubierto

Humedad: 62%
Viento: Sureste 18km/h
  • Jueves 17 de Junio
    Muy nuboso  11°
  • Viernes 18 de Junio
    Nubes dispersas  10°
  • Sábado 19 de Junio
    Cubierto  11°
Estado del Tránsito y Transporte
Actualizado: 20/09/2016 09:27:39
Tránsito
Trenes
Vuelos
Cargando ...

TEMAS DE LA SEMANA

Fábrica de chicas, una obra sobre violencia de género

La obra escrita y dirigida por Osvaldo Peluffo aborda la temática desde un ángulo muy particular.

Por Paula Sabates
Email This Page
fabrica de chicas

Siguiendo una tendencia teatral que se viene dando los últimos años con cada vez mayor potencia, Fábrica de chicas aborda la problemática de la violencia de género, pero en este caso desde un lugar particular.

Escrita y dirigida por Gustavo Peluffo, responsable de la Compañía El Faro, la pieza hace foco en dos mujeres que encarnan, ellas mismas, todo el machismo en el que está inmersa la sociedad contemporánea. Así, son ellas y no personajes masculinos los que en escena dirán frases como «ella se lo merecía» o «El tuvo motivos para hacer lo que hizo». Fuerte y a la vez reflexiva, se trata de una pieza que invita a pensar sobre un tema complejo desde una arista muy personal.

Alma y Esther (así se llaman los personajes encarnados por Anabel Ferreyra y Verónika Ayanz Peluffo, esposa del director) trabajan en una fábrica oscura y silenciosa ubicada en algún lugar de la Provincia de Buenos Aires. Ya en su actitud corporal se nota la violencia a la que están sometidas: bajan la voz para hablar ciertos temas y se atemorizan cuando tocan otros, por ejemplo. Hablan de hombres específicos, pero estos nunca aparecerán en escena por decisión del director, quien prefirió que cada espectadora se imaginara al fantasma de esos hombres como quisiera.

La puesta es minimalista y de tintes cinematográficos, registro en el que Peluffo se siente cómodo y con el que encara la mayoría de sus puestas. La escenografía es simple (no mucho más que algunas cajas de madera), y también el vestuario, que invoca al de dos trabajadoras. Todo colabora con crear un ambiente lúgubre, triste, melancólico, sobre todo la iluminación, que hace mucho foco en los rostros, destacando la potencia dramática de las actrices.

Si bien suele haber en cartel más de una pieza teatral que indaga sobre esta problemática, Fábrica de chicas se destaca por mostrar esa otra cara: la del lugar que la mujer asume frente al hombre que la somete. Sin quitar responsabilidad a este último, se trata de un aporte muy valioso para empezar a reconocer otras dimensiones del problema de género. Esta decisión, que al director le llevó mucho estudio e investigación, no es gratuita y tiene su repercusión en el espectador. Un espectador que saldrá del teatro con la certeza, al menos, de que la indiferencia es parte importante del problema.

Fábrica de chicas. Sábados 2, 9, 16 23 y 30 de mayo a las 21 en el Teatro El Damero,  Deán Funes 506. Entrada $120.

Fuente Redacción Z
Email This Page
0 Comentarios
Sé el primero en dejar un comentario!

Deja tu comentario