www.DiscapacitadosEmocionales.com

 

">

Tiempo en Capital Federal

11° Max 7° Min
Parcialmente nuboso
Parcialmente nuboso

Humedad: 64%
Viento: Sur 13km/h
  • Martes 7 de Julio
    Cubierto  10°
  • Miércoles 8 de Julio
    Cubierto  11°
  • Jueves 9 de Julio
    Cubierto  13°
Estado del Tránsito y Transporte
Actualizado: 20/09/2016 09:27:39
Tránsito
Trenes
Vuelos
Cargando ...

TEMAS DE LA SEMANA

En el capítulo de hoy: Todo concluye al fin

www.DiscapacitadosEmocionales.com

 

Por Nicolás Zabo Zamorano
Email This Page
12_TodoConcluyeAlFin

Ni el final feliz ni el final dramático: el final. Nos toma mucho tiempo aprender que el amor no siempre puede o tiene que llegar a buen puerto. No todos los romances tienen que concluir con la plaquita de “y vivieron felices por siempre” pero tampoco con la muerte trágica de sus protagonistas. Nos cuesta entender que a veces con el amor no alcanza, que hay un montón de cosas que influyen a la hora de escribir nuestra historia. Queremos princesas que nos esperen sin importar cuanto tardemos y príncipes que luchen sin dormir contra las trampas que pusimos alrededor de nuestra fortaleza impenetrable. Lamentablemente para nosotros, algunas princesas se cansan de esperar y se preguntan si alguna vez recuperarán el tiempo perdido mientras que algunos príncipes se replantean si valdrá la pena tanto sacrificio.
Soltar es parte esencial de cualquier final. Poder dejar ir todo, tanto lo bueno como lo malo, es primordial si lo que se está buscando es un cierre. Un cierre más difícil que los anteriores porque suena ilógico ¿Cómo dos personas que quieren estar juntas y se aman lo suficiente deciden separarse?
La princesa le podría haber gritado al príncipe “¡Che goma! No subas, tengo unos viejos re jodidos, te van a hacer la vida imposible. Ahora que descubrí la contraseña de wi-fi de mis vecinos puedo quedarme en la torre y estar boludeando entretenida todo el día. Te ahorro los quilombos. Posta, está todo piola, seguí tu ruta guacho”. El príncipe se hubiera ido contento porque en realidad tenía vértigo y no le causaba nada de gracia tener que escalar hasta la ventana. Pero más que nada se hubiera ido tranquilo: la princesa estaba bien y ya no lo necesitaba. No ahora que tenía wi-fi.
Creo que así se podría describir al tercer tipo de final: el tranquilo. Ese en el que las dos partes se van a poner un poco tristes por el hecho de que todo se haya terminado, pero al mismo tiempo se quedarán tranquilas sabiendo que separarse fue para mejor.
En los finales tranquilos la duda (causante principal de los finales dramáticos) directamente ni aparece. Estamos tan seguros de la decisión que tomamos que nos evitamos esas llamadas nocturnas con alcohol en sangre o las invitaciones constantes para juntarnos a hablar de algo que ni sabemos que es. La duda no aparece porque por primera vez no solo estamos pensando en lo que es mejor para nosotros sino también para el otro. Por primera vez amamos bien.
Es loco pensar que podemos vivir sin la persona que amamos. No es así como nos lo explicaron en los cuentos, en las relaciones que vimos mientras crecíamos. ¿Cuántas parejas conocemos que siguen juntas “por los chicos”? ¿Y esas donde el amor ya no es ni un recuerdo? Ni me hagan hablar de las que ya no tienen ni la delicadeza de ocultar que se cagan en el otro.
A veces es mejor separarse cuando todavía estamos enamorados que hacerlo cuando comenzamos a olvidar que en algún momento lo estuvimos.

Email This Page
Comentarios (1)
  • Facu Barba Azul

    lunes 2, diciembre, 2013

    Buenisiimooo

Deja tu comentario

Columnistas
Diario Z
Categoría ’89. Nacido en Buenos Aires. Más precisamente en Parque Chacabuco City Rockers. Secundario incompleto por embole crónico. Ex asistente de producción de bandas de rock y programas de...