Tiempo en Capital Federal

17° Max 14° Min
Cubierto con lluvias
Cubierto con lluvias

Humedad: 88%
Viento: Nordeste 31km/h
  • Viernes 23 de Octubre
    Muy nuboso17°   21°
  • Sábado 24 de Octubre
    Cubierto18°   22°
  • Domingo 25 de Octubre
    Cubierto con lluvias18°   22°
Estado del Tránsito y Transporte
Actualizado: 20/09/2016 09:27:39
Tránsito
Trenes
Vuelos
Cargando ...

TEMAS DE LA SEMANA

El microcentro, el mayor set de filmación de Buenos Aires

En la primera mitad del año hubo casi 300 rodajes en la vía pública y 55 fueron en la City.

Por jose-montero
Email This Page

El Microcentro es el lu­gar más usado para fil­mar películas y publici­dades en la ciudad de Buenos Aires, aunque sólo se per­miten grandes despliegues de lu­ces y cámaras de noche o durante los fines de semana. el primer semestre de 2010 el Gobierno dio 55 permisos a productoras audio­visuales para cortar calles y aveni­das de la City. Sobre ese total, 24 veces se utilizó como decorado la Diagonal Norte, lo que la convier­te en el set a cielo abierto prefe­rido por los realizadores, seguida por la bajada de Corrientes hacia Leandro N. Alem, en 17 oportu­nidades. Otras arterias requeridas son Lavalle, Reconquista y Via­monte.

¿Por qué se filma tanto en el Microcentro? Porque reúne dos tipos de producciones: aquellas que necesitan mostrar lugares tí­picos, como el Obelisco, para que no queden dudas de que la ac­ción transcurre en Buenos Aires, y otras donde la arquitectura de rasgos europeos contribuye a que la Ciudad simule ser otro lugar. Aveces, cambiando momentánea­mente los carteles de las calles, las patentes de los autos y algu­nos afiches, el espectador cree que se filmó en otro país.

La Avenida de Mayo, por ejemplo, fue ambientada para una película sobre la Guerra Ci­vil Española. Y la pendiente de la porteñísima hacia el Bajo sirvió tanto para un comer­cial de jeans destinado al mer­cado asiático como para un spot donde cientos de heladeras sa­lían de las casas y eran atraídas, como si fuera un imán, por un camión de la más famosa cerve­za de Irlanda. En total, el 45 por ciento de lo que se filma en las calles, avenidas y espacios ver­des de Buenos Aires es para el exterior.

Tras la crisis de 2001 y la de­valuación del peso, rodar acá se volvió más barato, y por eso mu­chas producciones internaciona­les eligieron este destino. Según información obtenida por Diario Z en Buenos Aires Set de Filma­ción (Baset), el organismo oficial que gestiona las autorizaciones, en 2006 se llegó al récord de 794 realizaciones que pidieron permi­so para obtener imágenes en el espacio público porteño. La ci­fra descendió hasta 513 produc­ciones en 2009. Pero hay una re­cuperación en 2010, y en los seis primeros meses del año hubo 296 producciones.

El año pasado, Baset recaudó 567.830 pesos por los permisos de filmación en la vía pública. En el primer semestre de 2010, el di­nero ingresado sumó 867.627 pe­sos. El concepto que cobra la Ciu­dad es por el uso extraordinario de espacios públicos para proyec­tos con fines comerciales.

Para una gran producción pu­blicitaria, los permisos son un costo menor. Por ejemplo, cor­tar toda la Diagonal Norte, desde Carlos Pellegrini hasta San Mar­tín, en una jornada de filmación diurna de 12 horas, sale aproxi­madamente 5.300 pesos. A esto hay que sumar los estacionamien­tos (65 pesos por cada vehículo) y el servicio de policía adicional que debe pedirse a la Policía Federal.

Utilizar la Plaza de Mayo, la Reserva Ecológica o cualquier es­pacio verde de la Ciudad (no im­porta el barrio) cuesta 1.670 pe­sos, también para jornada diurna. Ahora, si una producción pide abrir una plaza fuera del horario habitual, debe abonar 209 pesos la hora.

De acuerdo con la ley tari­faria vigente, cortar una calle sin afectar las bocacalles, en el macrocentro (comprendido por Avenida del Libertador, Puey­rredón, Jujuy, San Juan y Río de la Plata), durante el día, se paga 280 pesos la jornada, y 140 en el resto de la Ciudad. De no­che sale igual en ambos secto­res: 140 pesos. Las avenidas du­plican su valor.

Los precios se disparan cuan­do se trata de cortar una bocaca­lle: 1.113 pesos en el centro y 559 pesos en los barrios.

En el macrocentro no se pue­den cortar calles los días hábiles en horario diurno. Los costos son siempre para jornadas de 12 ho­ras. Cuando se excede ese tiem­po, se cobra doble jornada.

Sólo las grandes producciones publicitarias pagan el total de la tarifa. Las filmaciones de comer­ciales con un equipo de menos de 60 personas abonan el 50 por ciento de los aranceles.

Las producciones televisivas también pagan la mitad. Los lar­gometrajes se benefician desem­bolsando apenas entre un 5 y un 15 por ciento de la tarifa, según tengan o no apoyo del Incaa.

A su vez, los proyectos acadé­micos, los documentales y los cor­tometrajes apenas pagan el costo de inicio del trámite: 14 pesos.

En primavera y en verano se filma más. La temporada alta va de octubre a marzo, aun­que este año se extendió hasta mayo. Si una productora graba sin permiso, el rodaje puede ser interrumpido por inspectores de Espacio Público u Ordenamiento Urbano.

Después del Microcentro, los barrios más solicitados para filmar son Retiro (con Plaza San Martín, el pasaje Tres Sargentos y la ave­nida Alvear a la cabeza), Monse­rrat y San Telmo (con preferencia por Diagonal Sur, Defensa, Méxi­co y Estados Unidos entre Bolívar y Balcarce), Recoleta, Palermo (so­bre todo para televisión) y Puer­to Madero.

Enrique Avogadro, director de Industrias Creativas y Comercio Exterior, dijo a Diario Z: «El sec­tor audiovisual aporta a la Ciudad mayor desarrollo económico y cul­tural. Cada producción tracciona empleo y muchas son exportadas. Más de 400 empresas del sector radicadas en Buenos Aires, entre animación, contenidos de TV, cine, publicidad y videojuegos, aportan reconocimiento y prestigio».

 

Fuente Redacción Z
Email This Page
0 Comentarios
Sé el primero en dejar un comentario!

Deja tu comentario