Tiempo en Capital Federal

22° Max 17° Min
Muy nuboso
Muy nuboso

Humedad: 85%
Viento: Este 22km/h
  • Domingo 25 de Octubre
    Cubierto con lluvias18°   21°
  • Lunes 26 de Octubre
    Despejado14°   21°
  • Martes 27 de Octubre
    Despejado14°   19°
Estado del Tránsito y Transporte
Actualizado: 20/09/2016 09:27:39
Tránsito
Trenes
Vuelos
Cargando ...

TEMAS DE LA SEMANA

El fenómeno del tango: la soja de Buenos Aires

El reciente Mundial generó un ingreso estimado de 100 millones de dólares.

Por Patricio Eleisegui
Email This Page

Al ritmo de cortes y quebradas, el tango sigue sumando atributos para transformarse en otra industria «sin chimeneas» dentro de la ciudad de Buenos Aires.

La reciente edición del Mundial del que tomaron parte más de 400 parejas de bailarines provenientes de 23 países, y además convocó a unos 100 mil turistas que asistieron al evento, no hace más que confirmar el mote de «soja de Buenos Aires» con el que el jefe de Gobierno, Mauricio Macri, tildó a la danza porteña por excelencia.

La definición de Macri no es antojadiza. Según datos aportados a Diario Z por Hernán Lombardi, ministro de Cultura y titular del Ente de Turismo de la Ciudad, sólo la concreción del Mundial generó un impacto económico estimado en 100 millones de dólares. La cifra, que duplica lo relevado en 2009, representa el 10% del total de ingresos generados por el turismo internacional en suelo porteño durante el primer semestre del corriente año.

«Los operadores y agentes de viaje comienzan a incorporar en sus paquetes al festival y campeonato como una experiencia inolvidable para cualquier turista. Desde el Ente también fortalecemos la difusión de milongas, academias y asociaciones dedicadas a la danza», indicó el funcionario.

En esa dirección, el gobierno porteño promociona casi 100 espacios distribuidos principalmente en barrios como San Telmo, Boedo, Abasto, la Boca y Balvanera, en los que se desarrollan actividades vinculadas con el tango.

En la Ciudad, la oferta viene ganando en diversidad desde los últimos diez años. Aunque orientada principalmente al amante local de la danza, abundan los lugares en los que se dictan desde clases de baile para principiantes hasta shows que incluyen cenas VIP a precios que no ocultan el interés por captar la atención del visitante extranjero.

Precisamente la escala de valores es lo que permite determinar, en buena medida, qué relevancia tiene la participación del turista foráneo en el negocio local del tango. «La presencia de extranjeros es lo más destacado que ha logrado el tango en los últimos años. En nuestro caso, organizamos dos milongas semanales por las que pasan más de 200 personas y, de ese número, prácticamente el 30% corresponde a visitantes de países como Italia, Alemania, Francia, Colombia, o los vecinos Brasil y Chile», comentó a Diario Z Gabriel Sodini, uno de los coordinadores de Unitango.

La propuesta que impulsa Sodini contempla la realización de milongas con la actuación de una orquesta en vivo, que se llevan a cabo viernes y domingos en la confitería La Ideal y en un salón de San Telmo. La entrada al espectáculo no supera los 30 pesos; si se opta por tomar clases particulares, el servicio se ofrece a 50 pesos para los argentinos y 50 dólares para el turista extranjero.

LOCO BERRETÍN

«En Buenos Aires se realizan hasta diez milongas por día, por las que circulan alrededor de 600 personas. Hay ofertas para todos los gustos en la Ciudad, aunque los valores suben para los que quieren un espectáculo con cena y demás», indicó Sodini.

En este último aspecto, resaltan las propuestas de lugares como El Viejo Almacén, situado en el corazón de San Telmo, o el muy promocionado Señor Tango, con sede en Barracas. La primera opción propone cenas y shows a precios de hasta 520 pesos (unos 137 dólares).

Señor Tango, el espectáculo VIP -con cena incluida- cotiza a 1.782 pesos. Caparazón de salmón rellena de langostinos ecuatorianos al champagne o spaghetti negro de sepia con salsa rosa de langostinos en canasta de queso parmesano son algunas de las alternativas que ofrece la carta de este espectáculo.

Por fuera de las propuestas que conjugan danza con delicias culinarias, también es copioso el número de escuelas y centros culturales que apuestan al tango como producto comercial. El valor de las clases, en la mayoría de los casos, ostenta diferencias según se trate de aspirantes a bailarines locales o internacionales.

Y TODO A MEDIA LUZ

«Para el interesado local, las clases cuestan unos 130 pesos por mes, si es una vez por semana, o 228 pesos si la idea es venir dos veces. Ahora, para el extranjero las tarifas son, en cada caso, de 170 o 310 pesos», explicó a Diario Z una representante de La Escuela del Tango, un centro de danzas ubicado en el barrio de Monserrat.

En la escuela Tango Flores, en tanto, las tarifas se ubican en sintonía con el ejemplo anterior, aunque también establecen diferencias entre interesados argentinos o foráneos. «En el caso de los argentinos, el valor por clase particular está en unos 100 pesos, mientras que para los extranjeros el mismo servicio cuesta 200 pesos. Los turistas brasileños y europeos son los que más se acercan a nuestra escuela para aprender tango», aseguró Federico, uno de los profesores de la casa.

Cenas show, escuelas y cafetines motorizan la demanda de una danza que ya marca un ritmo constante en la escena económica porteña. La «soja de Buenos Aires», según Macri, parece tomar vuelo de la mano del gusto por lo exótico y la diferencia cambiaria. Queda esperar que esta apuesta oficial por el 2×4 se extienda mucho más de lo que dura una milonga.

 

Fuente Redacción Z
Email This Page
0 Comentarios
Sé el primero en dejar un comentario!

Deja tu comentario