Tiempo en Capital Federal

23° Max 18° Min
Despejado
Despejado

Humedad: 74%
Viento: Nordeste 10km/h
  • Sábado 17 de Abril
    Cubierto19°   22°
  • Domingo 18 de Abril
    Cubierto18°   22°
  • Lunes 19 de Abril
    Muy nuboso18°   22°
Estado del Tránsito y Transporte
Actualizado: 20/09/2016 09:27:39
Tránsito
Trenes
Vuelos
Cargando ...

TEMAS DE LA SEMANA

El factor casamiento

Fútbol y boda a medida de las circunstancias políticas en medio de la euforia mundialista.

Por patricia-carini
Email This Page

La gestión del Gobierno de la Ciu­dad lleva el ritmo de la decisión de Mauricio Macri de competir por la candidatura presidencial en 2011, en ese marco va de gira por ciudades del in­terior, firma decretos sobre proyectos inmo­biliarios cuando la Legislatura no le aprueba leyes, habilita pantallas LED en la 9 de Ju­lio, coloca televisores gigantes para que los vecinos disfruten el Mundial y eligió el ho­gar de ancianos San Martín de La Paternal para ver a la Selección nacional vestido con la camiseta oficial. Y como nada es casual en temporada de campaña declaró: «En­tramos en el ‘mundo Palermo’, cuando ingresó a la cancha ya me emocioné y cuando hizo el gol, otra vez lloré».

Ahora se agregó un componente ro­mántico pero no menos importante a la hora de una estrategia hacia la Casa Rosada: el jefe de Gobierno estaría dispuesto a casarse, en noviembre con su actual novia, Juliana Awa­da. Voceros cercanos a Macri, tan­to del mundo de la política como de la farándula, coinciden en se­ñalar que la boda se realizaría en Tandil, lugar donde nació el jefe de Gobierno. Volver al origen, para formalizar un noviazgo es un sueño de toda familia con ambi­ciones. «Formalizar le daría un plafón interesante, por un lado apelamos a la parte emocional que siempre le fal­ta a Mauricio, de paso nos ponemos en paz con la Iglesia luego de nuestro apoyo al casamiento homosexual y colocamos su imagen en todas la revistas y diarios», señalaron voceros vinculados al PRO. Los comentaristas PRO recordaron al presidente de Francia, Nicolas Sarko­zy: «En su momento le dio muy buen resultado casarse con Carla Bruni, el impacto en los medios fue tremendo, más allá de como le vaya ahora con el matri­monio o lo que haga», soltaron.

A pesar del esfuerzo, Macri no con­sigue hacer pie en el peronismo, sumar la pata justicialista que necesita para sostener su postulación ahora que ya tiene la con­vicción de que será presidente de la Nación o será presidente de Boca Juniors. El pero­nismo disidente copado por Eduardo Duhal­de siempre mirando al pasado y Francisco de Narváez, actual y tecnológico mirando para donde le conviene, lo embretan y em­pujan hacia un sector de derecha y sólo de­recha del cual quiere y necesita salir. La re­friega que protagonizó con De Narváez hace diez días cuando éste lo acusó de «bipolar y derechoso» está le­jos de haber sanado. Para la foto sí, puer­tas adentro no.

Haber aclarado que sólo aceptará ser candidato presidencial ordenó algunas in­ternas en el PRO. Para bien de algunos y para amargura de otros. A la Ciudad la deja, si puede y gana, en manos de su del­fina Gabriela Michetti. La ex vicejefa man­tiene la calma y la sonrisa, la mayoría de las encuestas le da bien. Esta semana el CEOP, que dirige Roberto Bacman, dio a conocer una muestra que la da ganadora en tres es­cenarios posibles en la elección para jefe de Gobierno de 2011. La encuesta la confronta con Fernando «Pino» Solanas de Proyecto Sur, con Daniel Filmus del PJ y con Rodolfo Terragno de la UCR. Lejos de toda aspira­ción queda el jefe de Gabinete, Horacio Ro­dríguez Larreta, un batallador de radios y pantallas que nunca logra cambiar su traba­jo cotidiano en la varita mágica que lo trans­forme en príncipe valiente, siempre se que­da en el espacio serio de remar y remar.
La euforia colectiva por el desempeño de nuestra escuadra nacional en el Mun­dial de Sudáfrica impulsó estrategias de campaña no por viejas y repetidas, menos efectivas, por lo cual este domingo Macri también piensa ver el partido contra México en un mar­co público y bajo las cámaras de te­levisión y fotógrafos. Nobleza obli­ga, la mayoría de los candidatos hace lo mismo. Algunos se dan el lujo de la pla­tea en tierra sudafricana como Eduardo Duhalde, otros envían a sus esposas, como el gobernador Daniel Scioli, que dejó en manos de su simpática y alta esposa, Karina Rabolini las re­laciones públicas que tanta ganan­cia le han rendido.

Mientras la Argentina disfru­ta su pase a octavos, en la Ciudad ocurren situaciones más dramá­ticas. Tres médicos del hospi­tal Santojanni fueron proce­sados como responsables de atención inadecuada de una em­barazada. Rodríguez Larreta exten­dió un manto de hábil operatividad: «todo el país faltan anestesistas», dijo. Y agregó: «Once meses dura el concurso para nombrar nuevos profesionales. Desde que asumimos toma­mos 169 y hay 35 más en trámite», explicó. En medio de tantas malas noticias una hizo sonreír a Macri, quizá la Cámara Federal de­cida procesarlo por las escuchas ilegales, en calidad de encubridor o sólo partícipe con lo cual, tal vez no sea sometido a juicio político porque esos delitos son excarcelables.

 

Fuente Redacción Z
Email This Page
0 Comentarios
Sé el primero en dejar un comentario!

Deja tu comentario