Tiempo en Capital Federal

23° Max 19° Min
Muy nuboso
Muy nuboso

Humedad: 79%
Viento: Nordeste 18km/h
  • Lunes 19 de Abril
    Despejado18°   23°
  • Martes 20 de Abril
    Nubes dispersas17°   23°
  • Miércoles 21 de Abril
    Parcialmente nuboso con lluvias18°   23°
Estado del Tránsito y Transporte
Actualizado: 20/09/2016 09:27:39
Tránsito
Trenes
Vuelos
Cargando ...

TEMAS DE LA SEMANA

Cómo funcionan los tres hospitales pediátricos que tiene la Ciudad

El recorte que el gobierno porteño aplicó al presupuesto del Hospital de Pediatría Prof. Garrahan encendió la polémica con respecto a los tres hospitales de niños de la Ciudad: el Garrahan, el de Niños Ricardo Gutiérrez y el General de Niños Pedro de Elizalde.

Por Néstor Rivas
Email This Page
protesta garraham
Hospital Gutierrez
Hospital Elizalde
Hospital Garraham
Anterior Siguiente

El Garrahan es administrado y financiado por Ciudad y Nación, de acuerdo con lo establecido en el decreto ley 815/89. Su administración está en manos de un consejo bipartito, integrado por dos representantes de cada gobierno. Ese consejo tiene la atribución de diseñar y fijar el presupuesto del hospital, que Ciudad y Nación deben cubrir en partes iguales.

Desde el año 2009, al menos, el gobierno porteño retacea los fondos. Primero subejecutaba las partidas, hasta que un fallo de la Justicia de la Ciudad lo forzó a completarlas. En los últimos dos años, la administración macrista buscó otra vía para sortear su obligación: incluyó en el presupuesto local una partida deliberadamente menor que la fijada por las autoridades del Garrahan. Con esa maniobra, el gobierno retacea los fondos escudándose en que cumple una ley local.

Último zarpazo
A fines de agosto, la Legislatura aprobó una partida de 44 millones de pesos cuando a la Ciudad le correspondía girar 158 millones. Entonces, los médicos del Garrahan denunciaron que, en 18 meses, el gobierno de Macri acumulaba una deuda de 450 millones de pesos con el presupuesto del hospital. El último tijeretazo ocurrió en agosto, cuando el PRO giró a la Legislatura una “ampliación” presupuestaria de 44 millones de pesos, 114 millones menos de lo necesario para cubrir los aumentos salariales fijados en paritarias. Fue aprobada por el oficialismo, Eco y el Frente para la Victoria.

Los trabajadores del hospital afirman que el recorte repercutirá, en lo inmediato, en sus salarios de octubre. El 23 de septiembre médicos y enfermeros realizaron un abrazo al hospital que reunió la solidaridad de otros gremios, como el de los docentes, movimientos sociales y legisladores de la oposición.

El gobierno porteño dice que está “abierto al diálogo”, pero inflexible con respecto a la cuestión de los fondos. Sus argumentos destilan macrismo puro. En primer lugar, aplican la vara de que sólo el 14 por ciento de los pacientes del Garrahan son residentes en la Ciudad. En segundo lugar, objetan los 2300 millones de pesos que el Garrahan presentó como presupuesto para 2015. Según los funcionarios porteños, la cifra implica un incremento del 50% con respecto a 2014, lo cual –dicen– “no se condice con ninguna de las mediciones de inflación”.

Esto abre un interrogante: ¿es justa esta comparación? ¿Cómo se fija la pauta presupuestaria de los hospitales? ¿Qué aporta el Garrahan al sistema de salud pública de la Ciudad? ¿Es pertinente aplicar el rasero hacia abajo, como proponen los funcionarios de Macri?

La cuestión, sin duda, está teñida por el debate político y la lucha electoral. Por eso, Diario Z se propuso recorrer los tres hospitales pediátricos de la Ciudad, hablar con sus trabajadores y directivos y recabar la opinión de diversos sectores políticos para que aporten su mirada frente al problema.

DZ/ah

 

Fuente Redacción Z
Email This Page
0 Comentarios
Sé el primero en dejar un comentario!

Deja tu comentario