Tiempo en Capital Federal

11° Max 10° Min
Cubierto con lluvias
Cubierto con lluvias

Humedad: 85%
Viento: Este 18km/h
  • Martes 5 de Julio
    Parcialmente nuboso10°   13°
  • Miércoles 6 de Julio
    Cubierto con lluvias11°   14°
  • Jueves 7 de Julio
    Despejado11°   14°
Estado del Tránsito y Transporte
Actualizado: 04/07/2022 18:33:12
Tránsito
Trenes
Vuelos
Cargando ...

TEMAS DE LA SEMANA

Cómo cuidar la voz: Bla-bla-bla

Los problemas en la voz son comunes entre quienes la usan para trabajar. El viernes, en el Hospital de Clínicas, evaluarán gratis a quienes se acerquen.

Por Valentina Herraz Viglieca
Email This Page
boca_lengua

En muchos oficios la voz es la herramienta principal de trabajo, cuando se la usa mucho o de una forma “incorrecta” la voz puede lastimarse y traer dificultades. La licenciada Liliana Sigal, coordinadora del área Voz en Fonoaudiología del Hospital de Clínicas, afirma que “alrededor de un 5 por ciento de la población sufre algún tipo de alteración en las cuerdas vocales y no lo sabe. Muchas de estas afecciones comienzan con síntomas como cansancio al hablar o disfonía”.

Los problemas de la voz pueden aparecer en aquellos que la usen sin haber hecho un entrenamiento previo, sin formación y que tenga muchas horas de trabajo. Un ejemplo sería una docente o un trabajador de call center que, casi sin darse, cuenta se pasa ocho horas hablando sin parar. En cantantes, actores y locutores también pueden aparecer molestias. Algunas de las señales que hay que escuchar son el cansancio, la pérdida de determinados tonos, por ejemplo los agudos, cuando uno quiere alargar una letra y se le corta antes de lo deseado, un timbre muy opaco, nasalidad, mucha tensión o tener que hacer esfuerzos, entre otros.

Estas afecciones se tratan con ejercicios. El médico primero observa cómo respira el paciente, cómo mueve el cuerpo para poder respirar. Siempre se tiene en cuenta el tipo de profesión o uso que se le da a la voz, y los tratamientos se acuerdan según el oficio. Sigal aclara que “una cosa será para los que trabajan hablando y otra para los cantantes y dentro del universo de los cantantes no será lo mismo el tratamiento del cantante popular que el del lírico”. Por eso aunque uno piensa que hablar se habla y que eso no necesita de un médico tiene que saber que hay muchos especialistas dedicados al cuidado de la voz. “La gente por terminar de decir su mensaje o comunicar algo a veces habla rápido y no toma convenientemente el aire, no corta”, ejemplifica la fonoaudióloga.

Así como después de un día de gimnasia se debe elongar, luego del uso de la voz se debe enfriar. “En una sesión se trabajan todas las características: frecuencia, timbre, intensidad y relajación de cabeza y cuello. También hay ejercicios de precalentamiento vocal y luego de enfriamiento para equilibrar todo al tono normal de la persona”, agrega Sigal.

El tecito de jengibre con miel, los caramelos de mentol o de miel y limón son algunas de las cosas que suelen usar los cantantes antes de actuar para ayudar a la voz. En ciertas urgencias también se pueden tomar antigripales o desinflamatorios.

Liliana Sigal advierte que “una de las principales causas de cáncer de laringe es el consumo de tabaco y alcohol” y que este viernes 25 habrá unas jornadas de atención gratuita en el Hospital de Clínicas. “Es altamente recomendable que las personas fumadoras concurran a esta Jornada, dado que determinadas enfermedades de gravedad pueden ser diagnosticadas precozmente, cuando aún no dan síntomas”, concluye.

Estudios gratuitos

 Maestros, profesores, actores, locutores, vendedores ambulantes, personal de atención al cliente, operadores de radio en compañías de radiotaxis y empleados de call center, entre otros, podrán concurrir este viernes 25 de abril, entre las 8 y las 12 horas, al 1º piso, sala 5, del Hospital de Clínicas y acceder a un examen de cuerdas vocales y una evaluación fonoaudiológica, de forma totalmente gratuita.

El paciente va a llenar un cuestionario para contar cómo tiene su voz durante el día. Luego se le va a hacer un examen para percibir si tiene ronquera, asperezas, escape, tensión; un laringólogo le van a mirar las cuerdas vocales, luego una fonoaudióloga le va a hacer un estudio acústico de la voz para obtener un índice de riesgo vocal. De ese modo se le indicará si debe volver para un estudio más profundo o una derivación.

Fuente Redacción Z
Email This Page
0 Comentarios
Sé el primero en dejar un comentario!

Deja tu comentario