Tiempo en Capital Federal

19° Max 15° Min
Cubierto
Cubierto

Humedad: 55%
Viento: Sureste 24km/h
  • Viernes 2 de Octubre
    Nubes dispersas10°   15°
  • Sábado 3 de Octubre
    Parcialmente nuboso  11°
  • Domingo 4 de Octubre
    Cubierto11°   16°
Estado del Tránsito y Transporte
Actualizado: 20/09/2016 09:27:39
Tránsito
Trenes
Vuelos
Cargando ...

TEMAS DE LA SEMANA

Circuito gay: la diversidad está de moda

El recorrido ‘gay friendly’ seduce tanto a los turistas como a los porteños.

Por alejandro-margulis
Email This Page

No se trata de una encumbrada, concentrada serie de manzanas en las colinas con forma de senos que hay en el barrio Castro, de San Francisco; tampoco de los sofisticados espacios artísticos de Nueva York. En Buenos Aires, el circuito gay se encuentra distribuido a lo largo y a lo ancho de la Ciudad. Medio centenar de locales de entretenimiento, bares, restaurantes y discotecas cubren una demanda creciente.

Según estadísticas de la Secretaría de Turismo del gobierno porteño, aproximadamente el 20 por ciento de los turistas que llegan cada año a Buenos Aires es gay. La cifra pone a la ciudad del tango y de los machos de arrabal a la cabeza de sus pares del mundo. Se trata de un público consumidor como pocos, de entre 30 y 60 años, que gasta unos 200 dólares por día, además del hospedaje. Favorecido sin duda por el cambio, se siente mayormente atraído por la noche, la oferta cultural, gastronómica y comercial.

«Desde ya, hay barrios que atraen a la gente gay para pasear, que son los que elijo en el mapa», dice Grisel Zuckerberg, directora de Mapa BSAS Gay, una de las mejores guías de circuitos cortos de la comunidad gay de la Ciudad. «Son lugares vanguardistas, con mucho diseño de indumentaria y decoración, oferta gastronómica y de arte: San Telmo y Palermo son los nuevos hits, desplazando a Barrio Norte y la Recoleta», agrega.

Juntos pero no revueltos

Uno de los mapas que desde hace siete años se distribuye en 350 puntos de la Ciudad, con una tirada que creció de 10 mil a 40 mil ejemplares, permite apreciar itinerarios. Tomando como eje la avenida Santa Fe, desde Rodríguez Peña hasta Laprida, el centro incuestionable de la movida es la esquina de Pueyrredón, parada habitual de los tarjeteros. «Si un hombre camina de noche solo por esa calle tiene que estar dispuesto a que quieran levantárselo», grafica. En un extremo del circuito se encuentran el microcentro y San Telmo; en el otro extremo, Las Cañitas y Belgrano. América (Gascón 1040) es una discoteca de fama bien ganada. Para el after, los conocedores recomiendan Sitges (Córdoba 4119) como un clásico que perdura para conocer gente.

Dentro de las opciones que ganaron el circuito en los últimos tiempos hicieron furor las fiestas Brandon, que comenzaron en Sitges y ahora se organizan en forma itinerante (www.brandongayday.com.ar). «Es gente linda y cool pero con mucha histeria», opina Diego Bagdadín, un habitué. Contramano (Rodríguez Peña 1082) es una disco para hombres de 35 años en adelante con bolsillos de clase media, en tanto Rheo by Crobar (Paseo de la Infanta) y Human (Costanera Norte y avenida Sarmiento) marcan la tendencia de los ambientes más top y con mayor poder adquisitivo.

En la periferia del circuito se abrió este año un sitio para mujeres jóvenes: Cachengue Fest (Independencia 4180). «Acá pueden venir a bailar tranquilas sin que nadie las moleste», dIcen las organizadoras. Con perfil más abierto se impusieron las fiestas Plop y las fiestas Ámbar La Fox, que en sus inicios se conocían «de boca en boca» y con suscripción previa a través de internet y ahora en Facebook; ambas apuntan a lo retro y son temáticas, con público de un promedio de 25 años. Viernes por medio en Palermo son ya «históricas» las fiestas Unna, de Glamm (Cabrera 3046) y las del Marlene, en Boedo (Colombres 770), clásico para las mujeres mayores de 45 años.

La tendencia, sin embargo, es «la mezcla en todos lados», como por ejemplo en Angels (frente a la Facultad de Medicina) donde chicos y chicas de entre 18 y 25 años comparten el mismo espacio; otro tanto ocurre en el Club Namuncurá y las Fiestas de Puta Madre que organiza Mosquito Sancineto. «Todo el tiempo hay lugares nuevos. Hoy lo gay es cool porque ser gay está de moda», apunta Grisel.

 

Fuente Redacción Z
Email This Page
0 Comentarios
Sé el primero en dejar un comentario!

Deja tu comentario