Tiempo en Capital Federal

19° Max 16° Min
Cubierto con lluvias
Cubierto con lluvias

Humedad: 87%
Viento: Este 28km/h
  • Viernes 18 de Octubre
    Despejado14°   21°
  • Sábado 19 de Octubre
    Cubierto12°   17°
  • Domingo 20 de Octubre
    Cubierto15°   17°
Estado del Tránsito y Transporte
Actualizado: 20/09/2016 09:27:39
Tránsito
Trenes
Vuelos
Cargando ...

TEMAS DE LA SEMANA

Cine en Caras y Caretas: Historias del genocidio camboyano

El realizador Rithy Panh reconstruye el drama de su familia bajo el régimen de los Khmers Rouges.

Por Ernesto Klausen
Email This Page
Rithy Panh 3[5]

A comienzos de la década del 70, el presi­dente norteamericano Richard Nixon deci­dió extender la guerra de Vietnam a Cambo­ya. La acción potenció el crecimiento de una guerrilla de origen maoísta, los Khmers Rouges (“campesinos rojos”), que llegarían a contro­lar el país en 1975. En el poder, procedieron a la evacuación y destrucción de las ciudades y al traslado de casi el conjunto población a campos “de trabajo” y “de reeducación” (de concentración, para ser más precisos). El resul­tado fue que, en poco más de dos años, fue aniquilada por medio del hambre y ejecuciones masivas por lo menos un cuarto de la pobla­ción camboyana (dos millones de personas).

Todo esto y mucho más aparece en La ima­gen perdida (The Missing Picture, dirigida por Rithy Panh, Camboya – Francia), film ganador del Un certain regard en Cannes en 2013 y nominada al Oscar el año pasado. Panh de­sarrolló toda una filmografía con más de diez títulos sobre los efectos del dominio khmer sobre Camboya. La imagen perdida desarrolla una mirada muy personal sobre aquel perío­do. Basada en los tramos autobiográficos de su libro La eliminación, relata cómo el joven Pahn pasó de una tierna infancia en la capital Phonm a ser enviado a un campo de la muer­te y perder a toda su familia allí.

Pahn combina aquí imágenes de la propa­ganda oficial de los khmers con una recons­trucción de la familia del realizador y de la vida en los campos que buscan recrear las “imá­genes perdidas”, lo que el régimen ocultaba detrás de una verborragia fanática. Se trata de un film muy poderoso, conmovedor, que narrando una de las experiencias más traumá­ticas del siglo XX no apela al golpe bajo, sino que prioriza la reflexión y la poesía.

La historia de Pehn y los suyos es perso­nificada a través de figuras de arcilla, figuras inmóviles que acentúan tanto la impoten­cia y la desolación del horror pasado como la dificultad de representarlo. Hacia el final, Pehn contextualiza su propia tragedia, dando los elementos para entender el ascenso de la guerrilla maoísta.

El estreno de La imagen pérdida –distribui­da por 996 Films– inaugura además un nuevo espacio para la cinefilia porteña, la Filmoteca Metropolitana, que funciona en el Centro Cul­tural Caras y Caretas. La flamante sala posee la mejor calidad de imagen y sonido y una capa­cidad de 400 butacas totales. Allí se exchibirán films de gran calidad que no hallan espacio en el tradicional circuito comercial.

La imagen perdida. Dir.: Rithy Panh. Miérco­les a las 20 en Sarmiento 2037. Entrada $40.

Fuente Redacción Z
Email This Page
0 Comentarios
Sé el primero en dejar un comentario!

Deja tu comentario