Tiempo en Capital Federal

21° Max 14° Min
Cubierto con lluvias
Cubierto con lluvias

Humedad: 72%
Viento: Sureste 28km/h
  • Domingo 24 de Octubre
    Despejado11°   23°
  • Lunes 25 de Octubre
    Parcialmente nuboso16°   29°
  • Martes 26 de Octubre
    Despejado20°   30°
Estado del Tránsito y Transporte
Actualizado: 20/09/2016 09:27:39
Tránsito
Trenes
Vuelos
Cargando ...

TEMAS DE LA SEMANA

Aprender las lecciones de la Reserva Costanera Sur

Por Ing. Antonio Fernández, Jefe del Área de Ambiente y Desarrollo Sostenible de la Defensoría del Pueblo de la Ciudad Autónoma  
de Buenos Aires. 

Email This Page

Las áreas protegidas urbanas constituyen un elemento invalorable dentro del patrimonio ambiental de las ciudades. Estas áreas, si bien tienen como rol primordial la conservación de la biodiversidad de la flora y la fauna, cuentan además con una importante cantidad de beneficios. Entre ellos, servicios ecológicos tales como la regulación de los ciclos hidrológicos -minimizando el riesgo de inundaciones-, la disminución del efecto de isla de calor urbano y la absorción de dióxido de carbono, el principal gas de efecto invernadero. Asimismo, ofrecen sitios para la recreación y educación ambiental de los ciudadanos. La Reserva Ecológica Costanera Sur es un ejemplo de ello, con millares de vecinos y turistas que a diario recorren sus senderos disfrutando de un parche de naturaleza en un entorno con altísima densidad de construcción.

Las áreas protegidas recientemente creadas -Reserva Ecológica Costanera Norte y Lago Lugano- son bienvenidas incorporaciones a nuestra ciudad. Sin embargo, la sanción de las leyes que viabilizaron su creación es solo el punto de partida para que las mismas se conviertan en una realidad exitosa. Un área protegida urbana no significa que la naturaleza es dejada a sus propios ciclos sin ningún tipo de intervención humana, sino que implica planificación, gestión y asignación de recursos. En tal sentido, son los gobernantes quienes deberán garantizar que se cuente con partidas presupuestarias adecuadas así como con una materialización efectiva de los correspondientes Planes de Manejo, herramientas fundamentales si se conciben y gestionan de manera participativa, integrando a vecinos, sectores académicos y organizaciones no gubernamentales.

De igual manera, será indispensable proyectar adecuadamente tanto los recursos humanos y físicos que se requerirán para su manejo como la necesidad de designar personal idóneo tanto para la dirección como para el mantenimiento y la seguridad del lugar, sin olvidar las necesidades básicas de infraestructura tales como instalaciones contra incendio, sanitarios, etc.

Desde la Defensoría del Pueblo de la Ciudad de Buenos Aires, si bien creemos que este tipo de intervenciones urbanas son vitales para el logro de una ciudad más verde, nos vemos obligados a manifestar la necesidad de recordar y tener presente las tristes lecciones que, por inadecuadas gestiones, nos viene dejando la Reserva Ecológica Costanera Sur, de modo de no repetir en el futuro los mismos errores.

Fuente Redacción Z
Email This Page
0 Comentarios
Sé el primero en dejar un comentario!

Deja tu comentario